Inicio

26 enero, 2012

Anagrama inconcluso


—Luz pronta a desaparecer: cuatro colores en el horizonte de mi oeste se dejan ver al final de aquella carretera norte. Desconfío de esas calles con rasgos irreconocibles.

Me muero todos los días 
sin darme cuenta,  y 
mi cuerpo gira 
en la palma de la muerte 
como un trompo de verdad. 


Hilo de mi sangre, ¿quién te enrollará?
  
—No muchos cuerpos viajan de este a oeste, yo sigo al sol y el sol huye a la noche.

 —La voz, si estoy enojada, cuenta mis pasos...

—1,2,3,...
  
—Caótico orden que ajusta las medidas en mi rostro, 
                           un anagrama inconcluso de conceptos abstractos.
  
Agua soy que tiene cuerpo,
la tierra la beberá.

Fuego soy, aire compacto,
no he de durar.

 —Cuerpo alerta, el mío, miradas esporádicas enfrentan los ojos de una mujer con uniforme de trabajo o el hombre de las uñas ennegrecidas, quizás la niña sobre las piernas de su madre lo siente.

 El viento sobre la tierra
tumba muertos, sobre el mar,
los siembra en hoyos de arena,
les echa cal.

 —Opuesta fuerza de arranque, no hay espacio para caer.

 Yo soy el tiempo que pasa,
es mi muerte la que va
en los relojes andando hacia atrás.


  
Collage con fragmentos de Mi corazón me recuerda de Jaime Sabines.
Bono: Lila Downs(música)/Sabine (poema)/Guayasamín(arte) Subido por abellaguera el 08/10/2011

1 comentario:

  1. Me gusta la ambivalencia de los conceptos: el agua y el fuego, la vida y la muerte. Imagenes de naturaleza contra los vestigios humanos. Me gusta mucho.

    ResponderEliminar